Las casas descansan en cimientos, los científicos se basan en teorías y los músicos en memoria muscular.

En homeschool un niño o una niña en edad preescolar debe comenzar a recoger, memorizar y categorizar información.

Estos años son los más intensivos en memorizar. Los niños son esponjas que van a absorber el conocimiento que se les provea. Es el tiempo del ¿por qué? Y las preguntas difíciles. Son años decisivos. 

Aunque son decisivos, no son años para estresarse, para comprar material o currículo costoso o para ingresarlos a algún colegio virtual. Son años para compartir, escuchar, hablar, conocer y jugar.

¿Qué son esos fundamentos?

Los fundamentos que construyamos como padres o encargados de la educación de los pequeños, van a durar toda la vida. 

Los fundamentos para el niño de preescolar son esos conocimientos que le van a servir de base en etapas superiores para analizar, distribuir y archivar información en su cerebro.

Los conocimientos más, el análisis de esos conocimientos más, su experiencia darán como resultado la expresión personal.  Por esto, es muy importante que hagamos de esta etapa preescolar la acumulación de conocimiento.

Entre los verbos fundamentales para la etapa preescolar están:

  • Probar
  • Cantar
  • Hacer
  • Leer
  • Contar
  • Mirar
  • Dibujar
  • Escribir
  • Preguntar 
  • Repetir
  • Bailar

¿Cómo enseñar al preescolar?

Ahora bien, los niños son como esponjas. Aprenden de sus padres, del ejemplo, de lo que ven en la televisión y de la gente alrededor. Es decir, los preescolares aprenden porque se les brinda contenido, que les sirve de base para categorizar otro contenido y para formar nuevo.

Muchos padres quieren desde el principio dar rienda suelta a la creatividad de sus pequeños. Y no está mal si el niño tiene como don y talento natural la música o las artes. Pero si el niño no demuestra ningún interés particular desde el principio, si lo incentivamos a ser creativo sin base alguna, el aprendizaje no va a ser tan divertido.

“Esta no es la edad para dar rienda suelta a la creatividad porque el niño o la niña no tienen conocimientos previos o habilidades innatas que le permitan a los niños rebosar en la música, la escritura o el arte”, dice Ruth Beechick, maestra, profesora y creadora de curriculum.

Esto no significa que vas a llenar a tu niño o niña de preescolar con conocimientos complejos, al contrario, le vas a proveer saberes a través de fotos, historias, canciones, rimas, hechos, libros de imágenes, etc.

En la etapa preescolar de homeschool la clave es contenido, contenido, contenido.

Y este contenido puede ser en diferentes disciplinas como historia, ciencias, literatura, música y arte. De la misma forma el aprestamiento lógico matemático y la comprensión lecto-escritora en el lenguaje que son las asignaturas base para esta edad. 

No perdamos de vista los gustos de los niños de preescolar. Si están interesados en deporte, entonces contemos historias biográficas de los deportistas. Hagamos ciencias con las propiedades del deporte. Miremos los mapas para saber de dónde vienen esos deportistas, etc.

Ya que estamos haciendo Homeschool, tenemos libertad de presentar el contenido que queramos y de la mejor forma recibida por el niño.

¿Qué contenido presentamos?

Hagamos de estos años los más emocionantes. Presentemos a los egipcios y sus momias. Mostremos la relación de los nombres de los planetas con los dioses romanos. Leamos los libros de las Crónicas de Narnia con ellos. Presentemos a los gladiadores, el monte Vesuvio, la muralla china, el gusano de seda. Veamos la historia de David y Goliat, las murallas de Jericó, Gedeón y sus valientes.

Las mentes de estos niños volarán para imaginarse todo lo que les estás contando. Estas mentes están más dadas a la absorción de saberes que a la argumentación. Eso vendrá después. 

Léeles libros fáciles una y otra vez. Como los de Dr. Seuss, Bill Martin Jr. O puedes ver una lista más grande en estos pines.

Que la prioridad sea la lectura y las matemáticas. Porque la historia y las ciencias son importantes, pero son dependientes del grado de lectura del preescolar. Un niño o niña que sepa leer y entender bien, puede estudiar cualquier asignatura que guste. Y las matemáticas porque son el otro lenguaje que debemos aprender desde pequeños.

Hasta los seis años, la mayor parte del tiempo, los padres estarán dedicados a estas dos habilidades. Pasarán mucho tiempo uno a uno enseñándole al preescolar a tomar correctamente el lápiz, trazando bolitas y palitos que luego se convertirán en letras y números. Enseñando símbolos matemáticos de suma y resta.

Lo ideas es utilizar muchos manipulables en esta etapa para sumar y restar. Muchas conversaciones y libros.

Conclusión

En resumen, hay un momento para todo. Esta primera etapa de los niños de preescolar es para absorber conocimiento y memorización, luego vendrá la etapa de la argumentación y finalmente la de auto-expresión.

Y recuerda, en Homeschool, tú quieres enseñarle a cómo aprender, para que después el niño o la niña pueda escoger lo que realmente le gusta y le apasiona.

¿Quieres probar un día gratis en Rhema School Virtual? Escríbenos a estudia@rhemaschool.com y pídelo.

Ruth Beechick. (1925-2013, maestra, profesora y creadora de curriculum. Un Comienzo Firme en Lenguaje. Grados K-3. Pollock Pines, California. Arrow Press, 1993, p.6).

Facebook Comments

Pin It on Pinterest

Share This